La genetista Jennifer Doudna ha coinventado una nueva tecnología revolucionaria para editar los genes, llamada CRISPR-Cas9. La herramienta permite a los científicos realizar ediciones precisas de las hebras de ADN, lo que podría conducir a tratamientos para enfermedades genéticas; pero también se podría utilizar para crear los llamados "bebés de diseño." Doudna revisa cómo funciona CRISPR-Cas9 y pide a la comunidad científica hacer una pausa para discutir la ética de esta nueva herramienta.